header.skiplinktext header.skiplinkmenu

IWC Schaffhausen

Cambiar ubicación Cerrar
  • Buscar ubicación
    País seleccionado
    Resultados
    Todas las ubicaciones
    Todas las ubicaciones
    • ANDORRA / €
    • AUSTRALIA / a$
    • AUSTRIA / €
    • BELGIUM / €
    • Brazil / R$
    • CANADA / CAD
    • CHINA / CN¥
    • CROATIA / €
    • CYPRUS  / €
    • CZECH REPUBLIC / €
    • DENMARK / kr
    • ESTONIA / €
    • FINLAND / €
    • FRANCE / €
    • GERMANY / €
    • GREECE / €
    • HONG KONG SAR, CHINA / hk$
    • HUNGARY / €
    • ICELAND / €
    • IRELAND / €
    • ITALY / €
    • JAPAN / ¥
    • KOREA / KRW
    • LATVIA / €
    • LITHUANIA / €
    • LUXEMBOURG / €
    • MACAU SAR, CHINA / MOP
    • MALAYSIA / MYR
    • MEXICO / Mex$
    • NETHERLANDS / €
    • NORWAY / NOK
    • POLAND / €
    • PORTUGAL / €
    • REST OF THE WORLD
    • ROMANIA / €
    • RUSSIA  / ₽
    • SINGAPORE / SGD
    • SLOVAKIA / €
    • SLOVENIA / €
    • SPAIN / €
    • SWEDEN / kr
    • SWITZERLAND / CHF
    • TAIWAN, CHINA / NT$
    • THAILAND / THB
    • TURKEY / TRY
    • UAE / AED
    • UNITED KINGDOM / £
    • UKRAINE  / UAH
    • USA / $
    • INDONESIA / Rp
    • PHILIPPINES / ₱
    • INDIA / ₹
    • SOUTH AFRICA / R
    • New Zealand / $
    • CAMBODIA / ៛
    iwc-ppc-language-
    Shopping Bag Cerrar
    CONEXIÓN A IWC Cerrar

    VIRTUALMENTE JUNTO AL RELOJERO

    IWC Schaffhausen es la primera marca de relojes de lujo que ofrece visitas virtuales a su centro de manufactura a través de una retransmisión en directo.

    El departamento de prensa de IWC acompañó a la guía Corinne durante una de sus visitas.

     

     

    «¿También fabrican relojes de bolsillo?» Félix no puede ocultar su emoción. Este niño de 7 años salta delante del monitor del ordenador, con los ojos y la boca muy abiertos. Con una tierna sonrisa, los padres de Félix intentan volver a sentarle en su silla. «Sí, a veces los hacemos», dice Corinne a través del monitor y se ríe con entusiasmo. Nunca antes había visto a un niño tan fascinado por el arte de la relojería.

     

    Corinne, que forma parte de la docena de guías profesionales de la manufactura, ha acogido a numerosos grupos de visitantes a través de la manufactura de IWC, mediante retransmisiones en directo. Se conectan desde todo el mundo, Asia, América, Australia y, por supuesto, Europa. A veces hablan del tiempo en sus ciudades antes de que comience la visita. Pero lo que realmente les une es su pasión compartida por la relojería, la ingeniería y la tecnología.

    EL FUTURO DE LA INNOVACIÓN TÉCNICA

    Desde el verano de 2020, IWC Schaffhausen ofrece visitas virtuales personalizadas al nuevo centro de manufactura, el primer edificio completamente nuevo que IWC ha construido desde su fundación en 1868. Alrededor de 100 artesanos, 70 empresas de construcción y 25 firmas de ingeniería trabajaron durante dos años para construir el nuevo hogar de IWC para el futuro de la innovación técnica. Un tesoro arquitectónico que reúne la producción de componentes de movimientos y cajas, y el montaje de los mismos bajo un mismo techo.

     

    Los invitados de la visita virtual de hoy a la manufactura son un grupo de personas divertidas con orígenes, edades y profesiones dispares, que van desde Félix y sus padres, pasando por dos hermanos, Manfred y Matthias, ambos ingenieros mecánicos, hasta Ruth y Bárbara, dos mujeres que trabajan en el departamento de comunicación corporativa de una empresa de arquitectura. 

     

    a. El Manufakturzentrum Dibujo de Ben Li (Inkdial)

    b. Centro de Diseño Dibujo de Ben Li (Inkdial)

     Dibujo de producción de componentes por Ben Li (Inkdial)
    — Dibujo de producción de componentes por Ben Li (Inkdial)

    MANUFACTURA DE COMPONENTES DE RELOJES

    El viaje comienza con un breve clip que lleva inmediatamente al visitante virtual al mundo de IWC y Schaffhausen. A los invitados más jóvenes, como Félix, podría recordarles a la fantasiosa introducción de ciertas películas de animación. El grupo conoce la historia de IWC, el centro de diseño y cada uno de los departamentos en los que los especialistas y relojeros de IWC fresan, perforan, giran, decoran y ensamblan un total de 1500 componentes de reloj diferentes. Mientras tanto, Corinne no solo responde a todas las preguntas, sino que también guía hábilmente al grupo a través de una representación en 3D del centro pulsando un número vertiginoso de botones rojos, azules y verdes.

    MIRAR POR ENCIMA DEL HOMBRO DE UN RELOJERO

    «Lo bueno de la visita virtual es que los invitados pueden acercarse mucho a nuestros empleados y relojeros. Consigues un primer plano increíble», explica Corinne. Su grupo ha llegado a uno de los puntos culminantes de la gira: el montaje del movimiento. Los dos hermanos ingenieros apenas pueden contener su asombro. Sus ojos están pegados a la pantalla del ordenador.

     

    Con la Cyberloupe de IWC —una lupa especial con una cámara integrada que permite ver en directo los entresijos del reloj— el relojero Robin integra el volante en el movimiento. Un paso considerado como el más crucial en el proceso de montaje. El corazón del reloj comienza a latir. 

    Dibujo de la Cyberloupe 2.0 de IWC por Ben Li (Inkdial)
    — Dibujo de la Cyberloupe 2.0 de IWC por Ben Li (Inkdial)

     

    a. Dibujo de Ceratanium® de Ben Li (Inkdial)

    b. Dibujo del montaje del movimiento de Ben Li (Inkdial)

    POR DENTRO Y POR FUERA

    Corinne explica pacientemente al grupo lo que hace que un reloj funcione, cómo se decoran los componentes, cómo se produce el Ceratanium® y por qué los relojeros se sientan en sus bancos de trabajo de la forma en que lo hacen: con los brazos elevados. Como todos sus compañeros guías, conoce IWC a la perfección. «La mayoría de nosotros llevamos muchos años en IWC», dice Corinne, que también trabaja como Responsable del Patrimonio del Museo IWC. «Uno de mis compañeros es un antiguo relojero, otro es un experto en la historia de Schaffhausen, unos cuantos han trabajado en marketing y dos tienen una larga tradición familiar con la marca. Todos llevamos a IWC en el corazón». 

     

    COMO DOS LUCEROS

    Tras 60 minutos e innumerables preguntas de Félix, que manifiesta que en un futuro se comprará su propio reloj de bolsillo mecánico, Corinne da por concluida la visita. Para ella, no es nada raro que le lluevan preguntas, comentarios y cumplidos. Dos de sus invitados más recientes tenían enormes sonrisas en sus rostros, con los ojos «como dos luceros» durante todo el recorrido de una hora. Después se enteró de que uno de ellos había querido ser relojero desde la infancia. 


    Para más información sobre la visita al IWC Manufakturzentrum, haga clic aquí.

    Para reservar directamente una visita virtual de IWC, una visita de aficionados a la manufactura de IWC o una visita al Museo IWC, visite SU EXPERIENCIA IWC.

     



    Relojes destacados

    Explore más artículos