Un clásico moderno con nueva tecnología

EL POPULAR PORTUGIESER CRONÓGRAFO ESTÁ EQUIPADO AHORA CON UN MOVIMIENTO DE LA FAMILIA DEL CALIBRE 69000 Y UN FONDO TRANSPARENTE

No sin motivo, el Portugieser Cronógrafo es uno de los modelos más populares de Schaffhausen. La esfera de diseño abierto, claro y funcional con dos contadores en bajorrelieve a la altura de las «6 horas» y las «12 horas», cifras árabes en relieve y esbeltas agujas lanceoladas está enmarcada por un bisel decorado con filigrana. El réhaut impreso con una escala de cuartos de segundo no solo permite una lectura precisa del tiempo cronometrado, sino que también le confiere a este Portugieser intemporal el carácter de un instrumento de precisión náutico y un sutil toque deportivo.

 

En los nuevos modelos recogidos bajo la referencia 3716, el clásico moderno conserva su aspecto inconfundible. En el interior, sin embargo, IWC emplea un movimiento de cronógrafo de la familia del calibre 69000. El calibre 69355 de la manufactura IWC, un movimiento de cronógrafo robusto y preciso en clásica construcción de rueda de columna, permite el cronometraje de tiempos de parada y tiempos acumulados de hasta treinta minutos y está visible gracias a un fondo transparente de cristal de zafiro. Los distintos modelos se ofrecen en acero fino y oro rojo de 18 quilates.

La variedad está garantizada con alrededor de una docena de correas de piel teñidas a mano, elaboradas por el fabricante de zapatos italiano Santoni y disponibles como accesorios. Además, podrá obtener una vista previa y cambiar la correa a su color favorito al comprar el producto en línea. Los modelos en acero inoxidable incorporan el cierre de mariposa de nuevo desarrollo, que proporciona un uso extremadamente cómodo del reloj. 


PORTUGIESER CRONÓGRAFO