INGENIERÍA DE PRECISIÓN PARA LA ETERNIDAD

IWC presenta por primera vez el calendario perpetuo con un movimiento de la manufactura de alta calidad de la familia del calibre 82000

El Portugieser Calendario Perpetuo en 44 milímetros representa las informaciones del calendario en cuatro esferas auxiliares y dispone además de una indicación del año con cuatro cifras y de una indicación de la reserva de marcha. Este modelo está disponible con una indicación de las fases de la Luna única de gran tamaño o bien con una doble. Se utilizan movimientos de la manufactura de la familia del calibre 52000 que acumulan en dos barriletes una reserva de marcha de siete días. Por primera vez, IWC presenta este modelo con una caja en Armor Gold® de 18 quilates, una variante de oro rojo más dura.

El oro es un material atemporal que no pierde valor. Representa el lujo y la elegancia más que cualquier otro metal precioso. El contenido de oro puro de la caja de un reloj IWC es del 75 por ciento, lo que equivale a 18 quilates. El oro se alea con otros materiales para dotarlo del color deseado. El 18 ct Armor Gold® es una nueva e inusual variante del oro rojo. Este material se produce mediante un sofisticado proceso, durante el cual la microestructura de la aleación se transforma. Se consigue así un material notablemente más duro y entre cinco y diez veces más resistente al desgaste que el oro 5N convencional.

El ingenioso calendario perpetuo, que debutó en el Da Vinci Calendario Perpetuo en 1985, incluye solo 80 piezas e indica la fecha, el día, el mes, el año en cuatro cifras y las fases de la Luna. Este programa mecánico inteligente reconoce automáticamente la duración de los distintos meses e incluso cuenta los años bisiestos añadiendo cada cuatro años un día a finales de febrero. La indicación de las fases de la Luna es tan precisa que se desviará solo un día de la fase real de la Luna tras 577,5 años. Todas las indicaciones están sincronizadas perfectamente y se ajustan girando la corona.


PORTUGIESER CALENDARIO PERPETUO